Google+ Badge

sábado, 17 de mayo de 2014

Viejo Olvido

Vamos a ser sinceros, uno con el otro, somos de la misma sangre, o por lo menos eso creí por años, pero no importa, eso no interesa, la cuestión es que somos dos desconocidos con 20 años de diferencia y con solo algo en común, "descendencia", repito, eso no importa, llegamos al punto en que no podria decir que te conozco, porque en realidad no quisiera hacerlo, aun siendo un deber, pero, mas que nada es por el simple hecho de que no veo interés en conocer hacerca usted.

Aunque su castillo sea de oro, yo se que su vida ha sido destruida, arruinada y a su alrededor una fachada, pero no me engaña, no me confunde, lo se, lo veo en sus ojos, su desdicha fui yo, me lo hiciste saber varias veces, aunque en mi inocencia no pude entender la realidad de las cosas, pero nadie es niño para siempre, a ver, no soy parte de tu familia aunque deberia serlo, no necesito tu dinero aunque deberias compartirlo, y sobre todo, no necesito tu amor y cariño porque hasta con inventos lo repongo.

Escribí esto porque me parece bueno hacer de vez en cuando un poco de catarsis emocional, porque tampoco vas a leer eso, y asi estoy seguro de no terminar de arruinar tu vida, lo que no puedo negar es que me hizo falta su presencia, y por eso siento odio, si, odio, es feo, pero, no puedo llamar de otra forma lo que siento,  a veces lo niego, y no me molesta, que tiene de malo negar lo que nunca existió.

No daré mas preámbulos, solo quiero decir que lo que perdiste, ya no lo vas a recuperar, que ya no espero mas, me voy a olvidar, porque me conviene y me hace bien, no pido su apoyo, quiero dejar su presencia en los recuerdos, rogando para que el Alzheimer los ataque de primeros, no soy feliz con esto, pero estoy mas tranquilo, viejo, disfruta de tu vida, gasta tu dinero en lo que quieras, yo no lo deseo ni lo codicio, y olvidame, yo se que vas a ser mas feliz así.